“Garanticemos un Estado Libre de Violencia Familiar”

03.04.2014 13:48

 

 

 

“Garanticemos un Estado Libre de Violencia Familiar”

 

 

 

Lic. Miriam Guadalupe Quiñones García

 

 

“Garanticemos un Estado libre de Violencia”

El tema que abordaremos tiene como uno de sus  principales objetivos el que se revise y analice el tema de la violencia familiar, conocer los aspectos específicos acerca de este problema social que ataca sin  distinción alguna. El contexto de la violencia nos ofrecerá una profunda reflexión acerca de los diferentes tipos de violencia existentes, así como los diversos aspectos socioculturales que influyen en este fenómeno. Es decir entenderemos a la Violencia Familiar como una conducta que  muestra diferentes manifestaciones o modalidades en la sociedad, que proviene del comportamiento humano como resultado de lo que es el aprendizaje que en muchas ocasiones es generacional. En nuestro Estado la  Violencia Familiar es un problema social muy  recurrente y que el Estado haya encontrado la solución al mismo es una  falacia. Si bien es cierto, al Estado le ha faltado seriedad al no abordar el tema de la violencia como la principal generadora de vicios que afectan la integridad de nuestra población.

Podemos entonces manifestar que la violencia en cualquiera de sus tipos se encuentra en manos del Estado, pese a que es su obligación actuar,  el gobierno muestra desinterés, puede ser hasta una cierta apatía ya que ese tema puede ser catalogado como intrascendente  para quienes quieren o desean eludir su obligación  de erradicar la violencia. Sin duda el aspecto económico es un factor  generador de violencia sobre todo en los sectores de bajo nivel económico  y donde día a día se impide satisfacer las necesidades  más importantes. La falta de dinero y de trabajo trae como consecuencia el no poder accesar a un nivel educativo y cultural, haciendo imposible una  formación integral  y con ello pues careciendo de valores que hacen que las personas incidan en actos violentos.  La falta y escases de trabajo, así como el no contar con estudios van desencadenando actitudes negativas que hacen activar la violencia  en el entorno social y familiar.

A pesar de los esfuerzos que realiza el Estado para abatir la violencia ha sido notorio en los últimos años con la creación de Instituciones y dependencias que sirven de respaldo y apoyo a  las víctimas de cualquier tipo de violencia, mas sin embargo, no ha sido posible revertir este mal. Ya que no basta con crear estos órganos del Estado, sino que se tiene que sensibilizar a dichas Instituciones sobre el tema  de Violencia, generar la cultura de la denuncia ya que solamente de esta manera podremos encaminarnos y  garantizar un Estado libre de violencia, para lo cual es imperativo trabajar en ello generando políticas encaminadas al bienestar social.

La Violencia se ha ido jerarquizando a partir de los roles de género, a las mujeres y a los hombres se les han transmitido distintos valores y por consecuencia han ido desarrollando capacidades distintas, y esto nos da como consecuencia que la Violencia en nuestro Estado siga  creciendo y expandiéndose sin control alguno y que  en la actualidad representa un mal que atenta contra la integridad de todos y cada uno de los que se encuentran inmersos en ella.  En nuestro Estado es notorio que la violencia contra la mujer tiene su origen en una relación de desigualdad y discriminación que niega la igualdad de trato y de oportunidades entre los hombres y mujeres. Por lo tanto podemos decir que la Violencia Familiar es una problemática social que afecta la vida cotidiana y atenta contra los derechos humanos. Por lo que considero que es necesario unificar esfuerzos de las Instituciones encargadas de Salvaguardar la integridad de la Familia, coadyuvar esfuerzos para erradicar la violencia así como de prevenir cualquier tipo de esta. De poder inculcar una CULTURA de la NO violencia.

El garantizar un Estado libre de violencia, responde meramente a una necesidad de la Sociedad, de encontrar lo que necesita para acceder a la justicia. Sabemos, que es obligación del Estado  garantizar una  vida sin violencia, pero nosotros como sociedad, debemos de garantizar y ser vigilantes de que las instituciones creadas para abatir este fenómeno que no sean corresponsables de la impunidad, que actúen de manera inmediata con la finalidad de salvaguardar y velar por la integridad de quien fuese víctima de cualquier tipo de Violencia.